Destacados
Cultura
Qurtuba, Al-Ándalus, mujeres y sociedad
Fuente: europaenfotos.com
En el programa octavo nos acompañó en nuestro espacio nuestro músico preferido, Isker Torrecillas que nos compone todas y cada una de las canciones que suenan en nuestro programa y que también es historiador como nosotras. Aprovechando la escapada de Destino Historia hasta Córdoba, nos adentramos en el mundo de Al-Ándalus a través de la […]
Cultura
Seres de colores en una sociedad gris
Chemi Galiano expone su muestra escultórica en la Fundación Mutua Levante
Seres de colores en una sociedad gris es el título de la exposición con la que la Fundación Mutua Levante inicia el ciclo de exposiciones del 2019. La muestra corresponde a una selección de esculturas de Chemi Galiano. Un artista profesionalizado en el trabajo del metal permitiéndole materializar su vocación en colectivos en riesgos de […]
Cultura
Así son las cosas y así nos lo han contado
“El vicio del poder”, una película sobre la maldad humana y un tipo gordo que devora bollería industrial
El mundo de la altísima política funciona más o menos como nos lo cuenta la película “El vicio del poder”. El film, dirigido por Adam Mckay, debería ser de obligada visión para todas aquellos ciudadanos de bien, que en algún momento de la existencia se han preguntado cómo es posible que  haya gobernantes capaces de […]
Cultura
María del Mar Bonet, Bob Dylan y los prejuicios
Javier Llopis, 21/02/2016

Tarde de sábado de febrero, en Alcoy hace un frío de mil demonios. Sobre el escenario del Calderón, Maria del Mar Bonet –acompañada por un sólido grupo de músicos- se suelta una preciosa versión jazzie de su clásico “Mercè”, que podría firmar la mejor Joni Mitchell o alguna estrella emergente del indie.

La clamorosa evidencia hace necesaria una inmediata reflexión sobre el arte, los prejuicios y los tópicos. Sobre la cantante mallorquina se ha puesto la etiqueta de aguerrida cantautora comprometida y miles de aficionados al rock y a la buena música en general van a dejar correr sus vidas sin asistir a uno de sus conciertos y sin escuchar ninguno de sus maravillosos discos. La escasísima gente que transita por el mundo de la cultura española camina por un territorio jalonado de murallas inventadas, que separan unos géneros de otros hasta convertirlos en compartimentos estancos, empobreciendo a base de dogmatismos excluyentes un panorama ya de por sí raquítico.

Los locutores garrulos de las teles suelen despachar las noticias relacionadas con Bob Dylan con una apresurada biografía en la que la figura del genio de Minnesota queda reducida a su papel de cantautor militante contra la Guerra del Vietnam o en la defensa de los derechos civiles, borrando de un plumazo toda su inmensa obra posterior. Algo muy parecido nos está pasando aquí con la Bonet, con el agravante de que a esta artista la podemos ver cantando cualquier día en el teatro de nuestro pueblo.

Los del rock escuchan rock; los de la cançó, cançó; los sibaritas de la clásica se niegan a cruzar la frontera hacia las músicas más superficiales; los del jazz militan en el jazz y los más modernos rechazan cualquier canción que tenga más de dos años de antigüedad. El uso intensivo de las ideas preconcebidas nos impide disfrutar de un enorme legado de belleza, como el que nos desgranó María del Mar Bonet en el escenario del Calderón. Era una tarde fría de febrero y valió la pena estar allí.

¿Te ha gustado?. Comparte esta información:

DEJA UN COMENTARIO
Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

Nombre

E-mail (no se publicará)

Comentarios



Enviar comentario