Destacados
Diccionari de butxaca
Maldecap
Palabra creada con la fusión de otras tres para definir a aquellas personas con una habilidad innata para generar malestar en su entorno
He aquí una curiosa creación lingüística, cuyo origen surge de la fusión de tres palabras distintas en una sola. En Alcoy tener mal de cap es (como en todos los lugares de habla valenciana) sufrir un problema sanitario más o menos doloroso, que afecta al área craneal y que viene provocado por algún tipo de […]
Diccionari de butxaca
Donar més quefer que una onça de cucs
Aunque de entrada parece la comparación más adecuada para definir la hiperactividad infantil, hay que analizarla con atención
Uno de los apartados más creativos del lenguaje alcoyano es aquel que recoge las lamentaciones que las abuelas dedican a sus nietos o, mejor dicho, a la febril actividad que desarrollan sus nietos mientras están a su cargo. Es decir, todo el día.
Diccionari de butxaca
Enviscà
El concepto sirve para describir un desastre especialmente pringoso y maloliente
Jugadores de fútbol americano disfrutando de una enviscà deportiva
He aquí otra de esas magníficas metáforas alcoyanas, cuyo uso sirve para enriquecer el lenguaje con todo tipo de matices. Enviscà (pronúnciese con a de Anriqueta) es una palabra que sirve para describir un desastre que afecta a una o a varias personas; es una empastrà especialmente pringosa y maloliente.
Diccionari de butxaca
Sofar
Diccionari de butxaca
Arropar
Diccionari de butxaca
Guapet
Diccionari de butxaca
Lo que un porc no pot sentir
Cuando un alcoyano aplica esta frase es que ha alcanzado la cúspide gramatical del insulto

He aquí el insulto máximo. Cuando un alcoyano le dice a otro “lo que un porc no pot sentir” es que ha alcanzado la cúspide gramatical del cabreo. Esta frase parte de un supuesto táctico discutible: un cerdo es un animal despreciable, al que se le pueden dirigir todo tipo de descalificaciones sin el más mínimo problema de conciencia. Cuando se traspasa esta frontera porcina, se entra ya en un nivel premium del ataque personal y de la brofegà.

Decirle a alguien “lo que un porc no pot sentir” supone superar todas las fronteras del decoro, acumular los peores adjetivos calificativos y llevar la descalificación personal a un punto sin retorno. Esta frase va más allá del peor de los insultos y para cumplir sus objetivos, se ha de hacer una elaborada combinación de palabras malsonantes y de acusaciones tremendas. Habitualmente, el uso del “lo que un porc no pot sentir” acarrea una ruptura total de las relaciones entre las dos personas implicadas en la discusión, ya que es prácticamente imposible la reconciliación tras una agresión verbal de este calibre.

El uso masivo de esta frase nos lleva a dos preguntas inevitables: ¿qué es exactamente lo que un porc pot sentir? y ¿qué nivel de insultos puede soportar este entrañable animal, que es una base fundamental de nuestra dieta alimentaria?. La respuesta a estos dos interrogantes es compleja . Según los especialistas en lingüística porcina, el marrano puede soportar todo tipo de ataques, ya que se trata de un ser vil, gordo, indolente y acostumbrado a vivir revolcándose en su propia mierda. Para los sectores animalistas, la expresión es una agresión incalificable a este entrañable animal doméstico, llegándose a plantear la exigencia de erradicar la frase del vocabulario alcoyano, sustituyéndola por un desbravado y políticamente correcto “decirle de todo”.

¿Te ha gustado?. Comparte esta información:

DEJA UN COMENTARIO
Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. Evita, por favor, las descalificaciones personales, los comentarios maleducados, los ataques directos o ridiculizaciones personales, o los calificativos insultantes de cualquier tipo, sean dirigidos al autor de la página o a cualquier otro comentarista. Estás en tu perfecto derecho de comentar anónimamente, pero por favor, no utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que las personas puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados. No comentes de manera repetitiva sobre un mismo tema, y mucho menos con varias identidades (astroturfing) o suplantando a otros comentaristas. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.

Nombre

E-mail (no se publicará)

Comentarios



Enviar comentario